viernes, 22 de julio de 2016

Reseña: "Oye morena, ¿tú que miras?" de Megan Maxwell

Luego de sufrir una resaca literaria con “El día que el cielo se caiga”, tenía ganas de leer una historia divertida y amena que me haga pasar un buen rato, y para seguir leyendo de la misma autora “Oye morena, ¿tú que miras?” ocupó mi tiempo de lectura.

Hola, soy Coral. Siempre fui una romántica empedernida, hasta que el género masculino me rompió el corazón. Después de varios desengaños, os juro que me dije a mí misma que no iba a permitir que nadie más me hiciera daño. ¡Qué bonito es el amor, pero menuda mierdecita es sufrir por él!

Hoy por hoy me considero una mujer relativamente feliz. Trabajo como repostera, tengo unas amigas increíbles y una preciosa hija a la que adoro. En cuanto al temita hombres, lo único que pretendo es disfrutar de un sexo divertido con ellos y poco más. Sin embargo, debo confesar que hay uno que hace que se acelere mi atontado corazón cada vez que lo veo. Se llama Andrew y es el jefe de seguridad de las giras musicales de mi amiga Yanira. Andrew es un bomboncito alto, de ojos oscuros, moreno y terriblemente atractivo. Y si a eso le sumas que conduce una moto y que tiene ese puntito canalla en su mirada que me vuelve loca, ¡ni te cuento! Pero Andrew es esquivo en lo que se refiere a las relaciones amorosas, y eso me hace pensar que a él también le partieron el corazón y que por eso nunca repite con la misma mujer.
Repetir, repetir, yo no le voy a pedir que lo haga conmigo, pero cuando nuestras miradas se encuentran, una extraña corriente se genera entre nosotros, y eso me inquieta y me hace pensar en si realmente repetiremos algún día.

Pues bien, eso sólo lo sabrás si lees: Oye, morena, ¿tú qué miras?


Coral es una romántica empedernida pero luego de pasar unos malos tragos en el amor, decide mandar a tomar viento ese sentimiento y ahora no deja entrar a nadie más a su corazón, no quiere sufrir más; con su pequeña hija Candela ya tiene suficiente para entretenerse y estresarse. Por eso solo mantiene sexo casual con los hombres, éstos solo le suponen un problema y no busca ningún compromiso. El único que es capaz de hacerle dar vueltas la cabeza es Andrew, el guardaespaldas de la famosa cantante Yanira, quien resulta ser la mejor amiga de Coral. Entre ella y el sexy guardaespaldas hubo un encuentro casual, pero de eso ya hace unos años, él no repite con las mismas mujeres y Coral se muere de ganas por repetir.
Finalmente estos dos se terminan acercando y se convierten en amigos. La tensión sexual los rodea constantemente pero Coral no ha de repetir, a Andrew solo le gustan las pelirrojas y no está interesado en algo más que sexo casual. Este hombre no quiere abrir su corazón luego de un fracaso amoroso en su pasado.

Andrew se ve atosigado cuando su familia le pide que vuelva al rancho después de tanto tiempo para la boda de su hermano Cold, y a él no se le ocurre mejor idea que presentarse en su hogar con una nueva novia, o eso cree su familia y amigos. Coral debe pasar un tiempo fingiendo ser la novia del sexy vaquero frente a su familia y todo el pueblo. 

Y bueno de tanto fingir a ella se le entremezclan los sentimientos y sabe que no debe enamorarse, y menos de un tipo como él.

—No te enamores de mí, morena. Te equivocaría

Una historia amena y divertida que me hizo pasar un buen rato. Como nos tiene acostumbrada la autora, es una comedia romántica, con personajes bien definidos, simpáticos y reales. Me sentí muy identificada con Coral, ya que cree en el amor como yo pero a la misma vez tiene miedo. El amor puede ser un sentimiento tan hermoso como tan destructivo. Coral y Andrew tienen eso en común, tienen un miedo atroz al amor, y luego viene ese alguien que te hace tirar abajo todas las paredes que tenían recubierto al corazón.

—Dios..., nunca he servido para esto del amor. Querría decirte tantas cosas que...
—Dímelas —murmuro con un hilo de voz.
Esa simple palabra hace que Andrew me mire, se pare y apunte:
—Tengo miedo de que me rechaces.
Eso me hace sonreír. Él es una persona como yo y como el resto, y
tiene también sus miedos y sus inseguridades

Me encantaron las escenas en donde aparecía Cande, la hija de Coral, tengo debilidad con los pequeños. La pequeñita se ganaba a todo el mundo en el libro, especialmente a Andrew. Hablando de Andrew… amo, pero amo a los cowboys, juro que tengo una debilidad con las historias de vaqueros, tienen ese algo que ayyy *hiperventilo*. Él es un hombre fuerte, decidido, buena persona y con un corazón blindado para que ninguna mujer se le acerque.


También en la historia tenemos a toda la familia de Andrew, una familia muy grande y cálida. Como toda familia ellos tienen sus problemas, y la que me causó dolores de cabeza fue Sora, la abuela de Andrew, ¡qué mujer insufrible! Adoré que Coral, con esa actitud tan tuya, la pusiera en su lugar a la señora. Coral es una mujer fuerte, decidida, no le importa lo que la gente piense de ella, tiene una boca de jarro y no tiene filtro, dice las cosas antes de siquiera reformularlas dentro de su cabeza… una característica que la hacía tan real. 

“Oye morena, ¿tú que miras?” es una historia divertida, amena y que te hará pasar un buen rato. Con personajes divertidos y situaciones cómicas tenés asegurada una buena lectura. Una historia de amor de dos personas con un mal pasado amoroso y que ahora tienen una coraza alrededor de sus corazones, sin embargo el amor les tocará la puerta para que lo hagan entrar.


Y como siempre, acá les dejo algunas de las mejores frases.

—Vale. La he cagado al revelarte mis sentimientos. Pero... pero yo soy así. Soy excesiva, impulsiva, romántica hasta decir basta, y clara y concisa cuando necesito decir algo. Me gustas. Me agrada la sensación de ser tu novia, de besarte, de acostarme contigo. Pero, visto que a ti te incomoda lo que a mí me agrada, sólo puedo decirte que tranquilo.
[...]
—Te dije que no te enamoraras de mí

—Joder... ¿Por qué el amor tiene que ser tan complicado?
—Porque el amor sólo es para los valientes

—Una vez, no hace mucho, y justo en la playa que tenemos frente a nosotros, una chica inigualable, bonita y maravillosa me dijo que yo tenía miedo de enamorarme, y me reí. —Sonrío y me vuelvo para mirarlo. Sé que esa chica soy yo—. Sin embargo, ahora debo confesarte que tengo un miedo atroz a que esa chica inigualable, bonita y maravillosa no esté tan enamorada de mí como yo lo estoy de ella






 4 de 5 frutillitas. 



Esta fue una buena lectura, quería leer algo que me hiciera pasar un buen rato. De esta autora les recomiendo "Hola, ¿te acuerdas de mi?" y "El día que el cielo se caiga" (reseña)

¿Leíste esta historia?  


4 comentarios:

  1. Hola!!
    Una de mis autoras favoritas, así que me lo apunto.
    Gracias por la reseña.
    Un saludo :)

    ResponderEliminar
  2. A mí es que éste tipo de literatura... como que no me llama; no me gusta para nada, la autora tampoco, así que dejaré ir ésta recomendación, sin embargo, me alegra que te haya gustado y que, al contrario, disfrutes de éste tipo de lecturas ¡sobre gustos y colores no han escrito los autores! como dicen en mi pueblo, jaja.

    Aquí Mariana, del blog http://mariana-is-reading.blogspot.com/ ¡¡espero verte por allá!! Un beso, nos leemos y felices lecturas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exacto, sobre gustos y colores no hay nada escrito jaja.
      Gracias y besitos x

      Eliminar

♡ Tus comentarios me ponen muy contenta