martes, 19 de diciembre de 2017

Reseña: "To hate Adam Connor" de Ella Maise


So you may ask, who is Adam Connor? He is the recently divorced, Academy Award-winning actor who just moved in next door with his kid. He also happens to be an exquisite male specimen and the most infuriating sly bastard I’ve ever come across. 

Let’s be honest here, wouldn’t you wanna take a peek over the wall to catch a glimpse of him, hopefully when he is naked? Wouldn’t you melt away after watching him work out as his five-year-old kid cheered him on? Do I even have to mention those abs, the big bulge in his pants, or that arm porn? Oh, wait, you would never spy on him? Sure… 

While I was being thoughtful by not breaking and entering and was actually considering going over to offer him a shoulder—or maybe a boob or two—to cry on (y’know, because of his divorce), instead he had me thrown in jail after a small incident. Jail, people! He was supposed to grant me countless orgasms as a thank you, not a jail cell. 

After that day, I was mentally plotting ways to strangle him instead of jumping his bones to make sweet love. So what if my body did more than just shiver when he whispered dirty little things in my ear? I can’t be held responsible for that. And when was the last time he’d kissed anyone anyway? Who’d enjoy a kiss with a side of heart attack? 

Even if he and his son were the best things since sliced bread—and I’m not saying he was—I couldn’t fall for him. No matter what promises he whispered on my skin, my curse wouldn’t let us be. I wasn’t a damsel in distress—I could save myself, thank you very much—but deep inside, I still hoped Adam Connor would be the hero of my story. 






En To love Jason Thorn conocimos a Lucy, la mejor amiga alocada de Olive, y ahora es el turno de la mismísima Lucy contar su historia en To hate Adam Connor. Si bien se puede leer de manera independiente, siempre recomiendo leer todas las entregas para conocer mejor a los personajes. 

Ésta vez Lucy le pone voz a su propia historia, y nos cuenta un poquito de su pasado y su maldición con los hombres. Según ella, está totalmente maldita y alguien le hizo vudú, le tiró una maldición o alguna cosa parecida, la cuestión es que ella no tiene suerte en el amor, y menos posibilidades de enamorarse. No quiere repetir la historia de su madre y su abuela y terminar arruinadas como ellas por los hombres, claro que no. Lucy le escapa el amor, parece fría pero muy hondo desea encontrar a ese hombre que la ame con locura y que no le rompa el corazón como lo hizo su estúpido ex, Jameson. 

Lucy se encuentra perdida luego de que su ex rompiera con ella, y como solución momentánea, encuentra apoyo y protección en los brazos de su mejor amiga y su esposo, y la casa de ellos parece ser la mejor solución por momento para retomar las riendas de su vida. Y mientras vive en la casa de uno de los actores más conocidos de Hollywood, del otro lado de la pared se acaba de mudar otro de los actores más famosos y Lucy se muere por acosarlo... 

Adam Connor es uno de los hombres más solicitados del momento, y también es uno de los padres solteros más sexys de la farándula. Tras su divorcio, lo único que quiere el actor es retomar el curso de su vida y dedicar todo su tiempo y cariño a su pequeño hijo, Aiden. Pero cuando su paz se vea colmada por unos ojos desconocidos y curiosos del otro lado de la pared de su casa, las cosas se pondrán bastante picantes. 

Un encuentro bastante desafortunado entre Lucy y Adam hará que ambos se declaren la guerra. Sin embargo, el hijo del actor será uno de los que calme la tempestad y hará que tanto su padre como su nueva vecina-amiga se declaren más que la guerra. 


Siguiendo la misma línea que la historia anterior, la autora nos plantea una novela divertida y muy llevadera que te engancha, me duró muy poquito y con esto digo que me pareció mejor que la primera novela. 

Me gustaron mucho los personajes, ante todo Aiden, este niño tan bonito y tierno (¿ya les comenté que me encantan cuando las historias involucran a un pequeño que sea capaz de derretirte de ternura?) Además el pequeñín congenia con todos, más que nada con la dura Lucy. En cuanto a los personajes principales, Lucy es una joven muy atrevida y parece un hueso duro de roer, pero a pesar de esa fachada, es una chica con muchas dudas e inseguridades. Algo raro que me sucedió fue que no logré conectar con ella como lo hice en el primer libro. En cambio con Adam sí lo hice, me pareció un hombre muy decidido, honesto y claro. No se anda con juegos y tampoco tiene mucho tiempo para hacerlo ya que su prioridad es su pequeño hijo. Ah, y la química entre padre e hijo es muy dulce y tierna. 


Let's not play games, Lucy. I want your heart and I will have it.

Ésta es una historia de dos protagonistas que transitan del odio al amor aunque no me convenció del todo ese odio entre Lucy y Adam, a ver, las situaciones no me parecieron tan “odiosas” como lo sienten los dos, las noté más bizarras y ridículas como para que se enojaran tanto. 

Sin embargo, la historia de amor es muy bonita y evoluciona a buen paso. Aunque Lucy parezca más fría que el hielo, Adam es quien consigue derretir sus barreras y a ella le costará muchísimo entregarse a sus brazos y no temer lo peor. 


I’ll hold you up, Lucy. You can trust me. I see who you are. I see who are, and I want you to choose me. I want you to open your eyes and look at me so you can see that I have what it takes, that I can take care of heart for you.

Otra de las relaciones que me siguió gustando fue la de Lucy con Oli, su química era genial y parecían uña y carne, eran como el agua y el aceite pero que de alguna manera sabían cómo lograr mezclarse. 

Hablando un poquito de la trama, como dije anteriormente, es muy llevadera, fácil y clara de seguir. Ella Maise sabe cómo enganchar al lector con situaciones cómicas, sexys y apasionantes. Además hay algunos secretos y mentiras que hacen que la historia sea más interesante y difícil de soltar; y puntitos a favor porque la autora no le agregó tantas complicaciones y dramas innecesarios que produzcan dolores de cabezas a los lectores.

En resumen, "To hate Adam Connor" es una historia divertida y enganchante, el primer encuentro escandaloso entre Lucy y Adam hará que te quedes enganchada a las páginas del libro. Una lectura recomendada a quienes les gustan leer novelas NA con clichés bien tratados.


1 comentario:

  1. Hola!
    Yo participo en la iniciativa "Seamos Seguidores".
    Sigo tu blog,me sigues tu también?

    https://elenabienvenido.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar

♡ Tus comentarios me ponen muy contenta