martes, 27 de febrero de 2018

Reseña: "Días eternos" (#1 La reina vampira) de Rebecca Maizel


Lenah Beaudonte ha sido una vampira durante cinco siglos. Quinientos años de seducción, muerte en vida y sangre. Pero sus poderes oscuros la han enfermado. Ya no soporta ser la vampira más temida del mundo. Lo que ella anhela es sentir el roce del sol en la piel, palpar el suelo desnudo con los pies, compartir el aliento de un beso humano. Lenah quiere volver a ser mortal, ¿pero podrá hacerlo después de siglos de oscuridad? 

Tras un largo y doloroso ritual, Lenah se despierta como una adolescente de dieciséis años en un mundo que no conoce y deberá aprender a vivir con todo lo que había perdido: el sentido del gusto, el tacto, el deseo y el amor con un humano. 

Pero librarse del alma de un vampiro no es tan fácil, y sus antiguos congéneres, atrapados en un universo de decadencia y destrucción, quieren a su reino de regreso. 

#1 Días eternos
#2 Días perdidos
#3 Amanecer eterno

*Colaboración con Ediciones Urano Argentina




Lenah abre sus ojos en plena oscuridad, aturdida y desnuda en medio de una irreconocible habitación. Confundida y desconcertada no logra entender porqué está allí, su cuerpo se siente distinto y sus sentidos también… finalmente ha conseguido lo que tanto anhelaba, volver a ser humana.
Ella ha sido una vampira por más de 500 años, era la criatura más temeraria y cínica de todos los tiempos. Siglos rodeada de muerte, destrucción, seducción y pena, terminaron por atormentarla y ahogarla en un pozo de sufrimiento a punto de volverla loca. Lo que esta reina vampira quiere es poder sentir el calor del sol sobre su piel sin encenderla en llamas, quiere volver a sentir el tacto sobre las yemas de sus dedos, quiere volver a respirar y que su corazón bombee en su pecho. 


Y el mayor deseo de Lenah se ha cumplido gracias a su amante, el amor de su vida y su mejor amigo vampiro Rhode, quien se sacrificó en un antiguo y poderoso ritual para devolver a la vida a su amada, a quien una vez le arrebató la vida. 


Ahora la Lenah Beaudontede mortal de dieciséis años debe adaptarse al siglo XXI y aprender a volver a sentir todo lo que había perdido, pero su vida como humana correrá en peligro cuando un clan de vampiros emprendan la búsqueda de su reina, la quieren devuelta como sea. 

Con una trama sencilla y amena, la autora nos presenta una historia llevadera y entretenida. Entre el pasado y el presente, conocemos a Lenah como reina vampira, una criatura poderosa, despiadada, egoísta y con sed de destrucción, y luego en el presente conocemos a Lenah como humana, y su nueva vida le será mucho más difícil de lo que alguna vez creyó.
Después de haber pasado 500 años como una vampira sedienta de sangre, ahora su alma humana la atormenta por todo el dolor que infligió, pero su tortura de a poco se va aliviando gracias a nuevos amigos que va haciendo durante el camino: Tony, su mejor amigo frki pintor, y Justin, el típico popular que le hará sentir mariposas en el estómago, un amor totalmente diferente. 



Lloviznaba y Justin y yo nos miramos a los ojos. ¿Cómo era posible que los ojos de una persona me revelaran tanto? La pasión de Justin por mí y su conexión con mi corazón me permitían ver en el fondo de su alma. A través del verde de sus ojos, en el fondo de sus pupilas, había una entrada, un lugar donde yo podía ver y sentir todas sus intenciones. Contuve el aliento, confiando en que, al margen de lo que ocurriera con mi visión vampírica a medida que me hiciera más humana, jamás perdería esa conexión con él. Por favor, pensé. No dejes que olvide cómo me hace sentir. 

Los personajes en general está bien aunque en mi opinión eran muy planos y superficiales; con Lenah no pude conectar, por momentos era egoísta y hacía cosas que me hacían poner los ojos en blanco, me gustó más su versión vampírica despiadada porque tenía un mayor transfondo, en cambio, como humana Lenah era un lienzo en blanco sin ninguna emoción aunque esto último lo entiendo, estoy muy segura que en los próximos libros ella como humana será distinta y mejor. 


Claro que tenemos los típicos elementos juveniles característicos de melodramas como lo son los chicos populares, los frikis y siempre pero siempre tiene que haber ese dúo, trío o cuarteto de chicas malas, y en esta historia tenemos a un trío que son más pavas que malas. En cuanto al chico friki, ese es Tony, un chico más bueno que el pan y con el que Lenah hace buenas migas, y luego está el chico popular que nos pone tontas, en este caso sería Justin, el chico rico, buenorro, y atleta… y a Lenah se le salta su corazón humano de lugar cuando lo ve.
Hay algo que me molestó de esto (y me suele suceder con la mayoría de las novelas) y fue el insta-love, muy poco creíble. Me explico, Lenah en apenas dos meses como humana se enamoró perdidamente de Justin, ¿y de pronto es el gran amor de su vida?; en realidad la chica tiene unos problemas de amores graves porque también está (o estaba) enamorada de dos vampiros… I’m confused. 


Cambiando de tema, la ambientación del pasado es muy atractiva, me encantó que la autora pusiera detalles a los distintos escenarios y así poder disfrutar más de la historia. Además Rebecca Maizel pone el ojo en todas las sensaciones de Lenah, en describir todo lo que vuelve a sentir y eso hace que su personaje sea más real. 


—No sabes lo que te ocurrirá si eliges una vida humana
—¿Que sentiré el aire? ¿Que respiraré con normalidad? ¿Que experimentaré la dicha?
—¿La muerte, la enfermedad, la naturaleza humana?
—No lo entiendo —dije, retrocediendo de nuevo—. Tú mismo has dicho que todos los vampiros anhelan ser humanos. La libertad de sentir algo más que el dolor y el sufrimiento constante. ¿No sientes tú ese anhelo? 
 

La trama tiene un ritmo constante y entretenido pero en cierto momento sentí que se estancó, sin embargo, retoma muy bien en los últimos capítulos que es donde toda la acción y los secretos se desvelan. Además ese final me dejó muy expectante, ya quiero saber qué sucederá.

En resumen, "Días eternos" es una historia entretenida y que engancha. A pesar de algunas cosas que no me terminaron de convencer, esta primera parte es ideal para pasar un buen rato y el final te dejará expectante.


4 comentarios:

  1. ¡Hola! Yo no suelo disfrutar de los libros de vampiros así que este seguramente lo deje pasar. Un besote :)

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola!

    Tengo pendientes estos libros, aunque nunca entenderé esos cambios de portada tan extraños...

    Un abrazo <3

    ResponderEliminar
  3. Hola Ari!!
    Me alegro que hayas disfrutado la lecturas apenas de sus cositas. Yo también detesto los inta-love y más cuando a los dos segundos se olvidaron de quién amaban antes y de repente lo único que importa es el otro, eso como: "¿Me estas jodiendo? Cambias de chico como de medias" Jjajjaja
    La verdad es que no conocía estos libros pero se ven bastante entretenidos, igual siento que mi época de leer sobre vampiros ya pasó!
    Muy buena reseña!

    Un beso grande :)

    ResponderEliminar
  4. ¡Holaa! Al final solo leí esta reseña porque me da miedo de enterarme cosas que no debería saber si en algún momento leo el libro 🙈 La verdad es que hace años que no leo nada de vampiros y está trilogía podría ser buena para volver a hacerlo
    Gracias por la reseña, espero conseguirlos en algún momento :)
    ¡Un beso enorme!
    http://flordetintaazul.blogspot.com.ar/?m=1

    ResponderEliminar

♡ Tus comentarios me ponen muy contenta