viernes, 18 de mayo de 2018

Reseña: "Los chicos del calendario. Noviembre y diciembre" (#5 Los chicos del calendario) de Candela Ríos


Soy Candela Ríos y no puedo creerme que el año se esté terminando. ¿Os acordáis de cuando nos conocimos el diciembre pasado? Parece que fue ayer. En enero empecé un viaje, empezamos, porque vosotros siempre me habéis acompañado, y algún día tenía que llegar el final. Aquí está.

He recorrido el país entero, lo he puesto patas arriba buscando un chico que valiera la pena, alguien tenía que hacerlo, y al final la que ha acabado patas arriba, desmontada y con el corazón desbocado he sido yo. Y no lo cambiaría por nada del mundo.

Ha llegado el momento de conocer a los dos últimos chicos del calendario, noviembre y diciembre. Y también ha llegado el momento de las despedidas, y de elegir al chico del calendario. Ese chico que nos ha demostrado a todos y a todas que a pesar de los defectos, de los problemas que todos tenemos a diario, merece la pena arriesgarse por alguien.

Y yo tengo que decidir qué haré a partir de enero, cuando todo esto acabe, y si lo haré sola. Estos meses he descubierto que soy muy valiente, que si me caigo siempre puedo volver a levantarme y que me atrevo a enamorarme completa, irreversible y locamente.


#1 Los chicos del calendario. Enero (x)
#2 Los chicos del calendario. Febrero, marzo y abril (x)
#3 Los chicos del calendario. Mayo, junio y julio (x)
#4 Los chicos del calendario. Agosto, septiembre y octubre (x)
#5 Los chicos del calendario. Noviembre y diciembre






Esta reseña contiene spoilers de los libros anteriores. 

Finalmente he llegado a la última entrega de Los chicos del calendario, una historia amena y llevadera que me entretuvo mucho a pesar de sus altibajos. 

Nos remontamos al mes de octubre en donde a Cande todavía le quedan dos meses más para encontrar al hombre ideal; en noviembre conoce a Julián, un guía del Castillo de su pueblo y que parece un caballero salido de las novelas románticas históricas, pero este príncipe de cuentos de princesas es más real que irreal. Y por último, el chico de diciembre se llama Aitor, un doctor de Médicos sin Fronteras y con el cual Cande se llevará una gran sorpresa, a veces las apariencias engañan. 

Ha sido un año de locos para Cande y su proyecto de Los chicos del calendario: en enero la conocimos con el corazón roto por el Instabye de su ex Rubén y la vimos terminar en un video que se convirtió viral en todas las redes sociales en donde sale hablando pestes de los hombres del país, ¿puede haber siquiera un hombre ideal? Y eso es lo que Candela ha estado intentando averiguar durante todo el año; conoció a hombres que valen mucho la pena y otros que no, ha aprendido de ellos y de lo que son capaces… al fin y al cabo no hay un hombre o mujer ideal o perfecto/a, y eso es lo que finalmente ha aprendido. 

Y en cuanto a sus problemas amorosos… bueno, Candela finalmente se ha decidido y ÉL chico también, su chico de las estrellas. 

¿Estás preparada para recorrer el trayecto final de Cande? 



Luego de la desilución que me llevé en el libro anterior, tengo que decir que ansiaba poder leer el último libro y saber cómo acabarían las cosas. Después de tantos dramones, errores y meteduras de pata tenemos a una Cande un poco más aclarecida, aunque no del todo. A pesar que no es el mejor personaje femenino, tengo que darle crédito porque finalmente ha sabido aceptar sus errores y pedir perdón, ¡por fin!  



Posible SPOILER. 



¿Qué pasó con aquel fastidioso triángulo amoroso? Ahí ha quedado… de una vez por todas Cande y Salvador han decidido tirarse a la piscina, a veces vale mucho la pena arriesgarse aunque haya muchos baches en el camino. A pesar de tanto culebrón desde que se conocieron, cuando el corazón pide y quiere no se lo puede hacer callar, así es que ambos han llegado a un punto medio en donde el amor late. 


 —Joder, Candela, te quiero —pronuncia entre dientes al entrar en mi cuerpo. Entonces se detiene—. Aunque pudiera tatuarme el cuerpo entero me faltaría espacio para tener en mi piel todos los momentos que quiero compartir contigo.
—No te hará falta, yo estaré aquí contigo. —Coloco una mano en su pecho y cierro los ojos cuando él se mueve hacia delante—. Muévete, Salvador.
Él se ríe y se mueve. Mi chico de las estrellas ha aprendido a sonreír y a vivir, a querer. Igual que yo. Este año nos ha enseñado que estábamos equivocados, que teníamos que ser valientes, los dos a nuestra manera, y que teníamos que arriesgarnos si queríamos ser felices. Tal vez podríamos haberlo conseguido por separado. Seguro que podríamos haberlo conseguido por separado. Pero elijo estar con él y él conmigo. En eso consiste el amor, la vida, en descubrir que, aunque podrías estar sola, hay alguien que, cuando está a tu lado, hace que todo valga la pena, incluso los malos momentos. 


Tengo que decir algo respecto a su relación y que no puedo callar, a ver, que sí quería que estuvieran juntos porque los dos se merecían uno al otro (dejemos a Víctor en un costado, porque para mí es una personaje mucho mejor) pero la manera en que los problemas se resuelven entre ambos me dejó un poco fría, todo era muy color de rosa y estaba a la espera de que todo volviera explotar por los aires, pero nop, nada. Esto seguramente se deba a que después de tanto drama de telenovela me resultaba imposible acostumbrarme a que la relación estuviera tan calmada. 

¿Y Víctor? Pues ahí quedó también, con el orgullo machacado y con el corazón roto, aunque es solo cuestión de tiempo que entienda que lo suyo con Candela nunca funcionaría ya que él realmente no estaba enamorado de ella (y vuelvo a recalcar que él se merece a alguien mil veces mejor). Sin embargo, hay otra persona que lo confunde mucho más de lo debido, ¡y muero de ganas de saber más de su historia con ella! 



Fin del posible SPOILER. 



A lo largo de estos 5 libros la he acompañado a Cande en cada aventura que se ha subido, la vi sufrir, agobiarse y con el corazón roto muchas veces, pero al fin y al cabo, en todo este año ella ha aprendido mucho de los hombres y por sobre todo, de ella misma.


—He cambiado de opinión sobre los hombres, solo que no ha sido mérito vuestro o solo vuestro. Creo que lo que me pasó en diciembre me hizo darme cuenta de algo muy importante sobre mí y que estos meses he aprendido a ser quien de verdad quiero ser, la Candela de verdad.
—¿Y la Candela de verdad no cree que los hombres de este país son un jodido desastre?
—La Candela de verdad cree que los hombres y las mujeres pueden ser un jodido desastre o una jodida maravilla. Depende. »Este año he conocido a doce chicos, con ellos he pasado doce meses increíbles y de todos he aprendido algo. Y espero que ellos algo hayan aprendido conmigo. Ha sido la experiencia más importante de mi vida, cada chico del calendario ha significado algo y todos a su manera se quedarán siempre en mi corazón —se me llenan los ojos de lágrimas—. Igual que vosotros. 


La trama de esta última entrega mantiene la misma frescura que las entregas anteriores, tiene un ritmo constante y el final me ha dejado con un buen sabor en la boca, ansiaba poder saber cómo terminaría y quién sería el chico del calendario (aunque ya lo veía venir)

En resumen, Los chicos del calendario 5 me pareció un buen final para esta larga y amena historia. A pesar de sus altibajos y que la esencia de la trama termina por desvirtuarse, la autora ha logrado mantenerme enganchada a las aventuras de Cande.




5 comentarios:

  1. ¡Hola! A mí tampoco me pareció un mal final pero sí que hay ciertas decisiones con las que no estoy demasiado de acuerdo, esperaba otra cosita. Aún así, me pareció una saga genial. Un besote :)

    ResponderEliminar
  2. Hola!!
    Tengo pendiente de leer el anterior libro, a ver si me animo pronto.
    Besitos :)

    ResponderEliminar
  3. ¡Holaaa!
    La verdad es que he leído muchas críticas hacia esta saga. Unas buenas, otras no tanto... y no sé, a mí en principio no me llama la atención. Me he leído tu reseña y evidentemente me he enterado de muy poco, se nota que es el final. Quizá un día le de una oportunidad al primero pero de momento no tengo prisa. Por cierto, me he comido todos los spoilers la mar de tranquila. Hay tantos nombres que sé que no recordaré nada :P
    ¡Besotesss!

    ResponderEliminar
  4. Hola Ari!!
    Pues después de leer varias reseñas de estos libros no creo que me vaya a animar con ellos, ya que no los veo demasiado de mi estilo y además, con todo lo que tengo pendiente, mejor que mejor ;D
    Gracias por la reseña!!
    Besos :33

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola! ^^
    Reconozco que son libros entretenidos, pero para mí no pasan de ahí. En mi opinión hay sagas muchísimo mejores que esta. Y el final estaba tan claro desde el principio que me dejó indiferente.

    Besos!

    ResponderEliminar

♡ Tus comentarios me ponen muy contenta